Conecte con nosotros

OPINIÓN

El traidor. El diario secreto del hijo del Mayo: Anabel Hernández

Publicado

el

Compartir:

“El Mayo va a morir convertido en una leyenda y sin haber pisado la cárcel” y agrega “Él es el jefe de todos, siempre lo ha sido.” Dice un funcionario norteamericano en el estupendo libro de Hernández: El Traidor. Editado por Penguin Random House Grupo Editorial.

El Traidor es el libro que debemos de leer para entender los potenciales movimientos que sucederán en el 2020.

Donald Trump inició el año con dos jugadas de ajedrez que marcarán la agenda político-electoral de los Estados Unidos: por un lado el asesinato del general iraní Qasem Soleimani, que incendiará la política a nivel mundial y particularmente el Medio Oriente y la captura de Genaro García Luna que marcarán la agenda electoral de USA, muy particularmente por su relevancia interna, y será inexorablemente el hundimiento del PRI y del PAN en México.

Trump ha decidido atacar frontalmente a sus dos leviatanes: al terrorismo que les llega del Medio Oriente y al narcotráfico que les amenaza desde el sur.

Por la influencia  regional, me concentraré en la segunda jugada, pues ésta nos involucra como protagonistas y como espectadores simultáneamente.

El interés de Donald Trump al capturar a García Luna pone al rojo vivo la disputa de éste con sus cuerpos de seguridad -dígase FBI, CIA, ICE y DEA-, pues estos organismos al colaborar tan abierta y decididamente con los demócratas para instrumentar el juicio político contra él los identificó como sus enemigos estratégicos, que provienen del mismo Estado, pero abiertamente partidaristas de los demócratas.

¿Cuál es su verdadera intención? No lo sabemos. Su alcance e intención se sabrá en cuanto se inicie el proceso judicial contra García Luna. Yo considero que su verdadera intención es desenmascarar a los funcionarios de las citadas agencias del Estado Americano, y quizá, en uno de sus extremos, indiciar a Barack Obama y en el caso de los mexicanos –irónicamente, por decir lo menos- puede convertir a todos los funcionarios, que resulten involucrados, en daños colaterales y, en un escenario extremo la posibilidad real del enjuiciamiento de uno… dos… y quizá tres ex mandatarios.

El texto de A. Hernández de 312 páginas, con su introducción, con 21 breves capítulos y tres anexos nos devela el perfil de quien durante el último medio siglo ha sido el rey del narcotráfico en México. Y nos da las claves para entender la jugada de Trump al detener a García Luna.

Es precisamente en el capítulo nueve titulado “… en buques de Pemex…” donde la autora narra cómo se ligaron los funcionarios de partido Acción Nacional al narcotráfico para financiar las campañas del partido; en el capítulo doce titulado “Trabajamos para el gobierno” (frase de Ismael Zambada) explica cómo el Cártel de Sinaloa sobornó tanto al gobierno, que terminó por convertir a éste, en parte de su estructura orgánica, allí también se relata cómo se entregaron sobornos a Fox, Calderón y García Luna que obligó al Mayo a acuñar la frase que da título al capítulo y; en el capítulo 16 titulado “El presidente Calderón pidió un favor a mi padre” describe Hernández la forma tan genial de el Mayo Zambada de atribuir a otros sus propios deseos y los de sus socios para que él siempre pareciera al margen, e incluso como víctima, de las decisiones de otros, se trata de la forma arcana en la que murieron José Luis Santiago Vasconcelos, Juan Camilo Muriño y otros altos funcionarios.

El traidor está escrito en forma sencilla y es un tejido entre el diario de el Vicentillo, convertido en testigo protegido de la DEA en los Estados Unidos, las declaraciones de Fernando Gaxiola, abogado del Vicentillo y las acotaciones y ordenamiento cronológico de Anabel Hernández.

El traidor es una guía perfecta para entender los actos violentos de nuestros días y cómo se entretejen el PAN, el PRI, la comentocracia, los medios de comunicación y los grupos golpistas que salen a las calles a pintar las bardas, para dar vida a la red derechista golpista y prístina.

El traidor es la explicación de cómo la imagen del narcotraficante común y corriente ataviado con cadenas gruesas de oro, pulseras, relojes y armas ostentosamente decoradas con piedras preciosas evolucionó a hombres con trajes Armani, pantalones y camisas  de marca y placeres muy exclusivos y de buen gusto, es decir, todos unos sibaritas. La imagen de todo un funcionario financiero.

Insisto, El traidor se volverá una guía práctica para ver cómo, muy probablemente, Fox, Calderón y Peña,-sobre todo Calderón- se convertirán, otrora promotores de una falsa lucha contra las drogas, en daños colaterales de la misma.

Quizá estamos en vísperas de presenciar la caída de un ex presidente de Estados Unidos y varios ex presidentes de México coludidos con el narcotráfico y con el contrabando de armas que son el segundo leviatán más importante, que el actual presidente de los Estados Unidos, está combatiendo: el narcotráfico. Y de paso le dan un duro golpe al capitalismo financiero.

El traidor se convertirá en una lectura obligada.

Compartir:

CONGRESO DEL ESTADO

AYUNTAMIENTO DE MANZANILLO

Universidad de Colima

AGREGADOS EL SEIS

SAINZ AGENCIA DE PUBLICIDAD

RINCON DEL MAR

Más leidas

Copyright © Diario Avanzada.