Conecte con nosotros

LOCALES

Aprovechando el impulso

Publicado

el

Compartir:

Escrito por: Federico López Ramírez.

Todas las diputadas del Congreso local se unieron solidariamente para hacer política de género y defender a  las mujeres contra la violencia machista.

Que bueno que las diputadas de todos los signos políticos se hayan unido para rechazar la violencia de un patán contra una mujer.

Hace algunos años, si el PRI hubiese sido la mayoría, las mujeres priistas hubieran argumentado cualquier cosa para justificar su ausencia de apoyo para condenar  la violencia contra las mujeres.

Hace algunos años, si el PAN hubiese sido la mayoría, las mujeres panistas hubieran artificiosamente argumentado  hasta lo inimaginable para justificar su apoyo a la violencia de los machos contra las mujeres.

En los dos casos anteriores estarían apegadas a la cultura autoritaria y machista impulsada por el PRI y respaldada por el PAN. Donde lo principal era defender a los miembros de su partido asía hubieran cometido el peor de los delitos.

Pero, no, ni el PRI ni el PAN son mayoría. Mayoría es Morena y las mujeres de la cuarta transformación decidieron rechazar la violencia machista por encima del signo político que representan. Muy bien por ellas.

Bien porque representa, en general, una ruptura con la cultura autoritaria y machista del PRIAN; bien porque representa ponerle un alto a la violencia intrafamiliar e inician rompiendo la impunidad al aplicar la ley a un político; y bien porque aun siendo de su mismo partido político decidieron  poner la ley y la dignidad de las mujeres por delante.

Esta es una señal de los signos de los tiempos. Las grandes transformaciones deben sentirse directamente en la vida cotidiana de los ciudadanos. Este es un signo de lo que viene en una sociedad en proceso de transformación.

Los altos salarios de los políticos fue una herencia del PRI y reforzada por el PAN. Ojalá las mujeres se unan y pronto nos sorprendan bajándose el salario –pues los hombres no dan señales de querer hacerlo- y con ello nos digan que están a favor de la austeridad y la humildad  de los políticos, es decir, que su interés es servir. Ellas pueden y ojalá lo hagan. Pues las mujeres han demostrado ser más honestas –como género- que los hombres.

El uso de los recursos públicos para hacer política ha sido otra herencia del PRI y secundada por el PAN. Se hizo toda una tradición que el partido en el poder utilizara los recursos de los programas sociales para que sus políticos y políticas se proyectaran políticamente a costas de los recursos y las necesidades de la población.

Hoy con el otorgamiento universal de las pensiones a los adultos mayores y las becas a los jóvenes de los bachilleratos y a los jóvenes de la educación básica se pretende que los políticos no lucren políticamente con los recursos fiscales.

Sin embargo, es triste ver como mujeres que antes lucharon contra estas lacras aplauden como focas que una mujer –por el sólo hecho de serlo- reparta credenciales y se promueva políticamente. 

No confundamos política de género con corrupción y política tramposa disfrazada de política de género.

Ojalá las mujeres se unan, como en el caso del presidente municipal de Armería, y rechacen la política disfrazada de género y se rompa con la política priista de promoverse a costillas de las políticas sociales. Que ya no se lucre más con los más vulnerables. La inmoralidad y la falta de ética que el PRI y PAN promovieron deben quedar en el olvido. 

Si las mujeres apoyan ahora contundentemente la violencia contra las mujeres pero justifican su apoyo a las prácticas políticas inmorales y antiéticas del pasado encubiertas en políticas de género están muy equivocadas y nos estarían mandando la señal de que sólo actúan donde le  conviene  desvirtuando sus actos sinceros.

Aprovechemos el impulso y bájense el salario para demostrar que su objetivo es servir y terminen con las prácticas del uso de los recursos públicos para su promoción política, entonces ese impulso será bien recibido por la sociedad porque sería una manera de enterrar las políticas autoritarias del pri, sino no lo hacen, uno podría pensar que tan sólo se trata de hacer leña del árbol caído, es decir, de vulgar oportunismo político que distorsionan las verdaderas políticas de género que empoderen a las mujeres. Aprovechemos el impulso. 

Nota al margen.-

Felicidades al profesor Miguel Ángel Díaz Dueñas y a los 17 más que están en proceso de reinstalación en su empleo en la Secretaría de Educación, del cual nunca debieron de ser separados, y también felicito al maestro Refugio Olague y al profe Nicanor por su valentía, consistencia y dedicación en la defensa de los maestros al frente de la CNTE.

El maestro Díaz Dueñas dio una lección de valentía, decencia y honor. Valores que en el SNTE y  en la Secretaría de Educación local se carece. 

Compartir:

Congreso del Estado

Ayuntamiento de manzanillo

universidad de colima

aires acondicionados de occidente

Atención

Agregados El Seis

Sainz Agencia de publicidad

Bordados

rincón del mar

Más leidas

Copyright © Diario Avanzada.