Conecte con nosotros

SALUD

Cada 6 días, una niña de 10 a 14 años se convierte en madre en Colima

Publicado

el

Compartir:

Colima, México, Avanzada (06/07/2019).- En esta entidad, cada seis días una niña de entre 10 y 14 años de edad se convierte en madre, de acuerdo con cifras de la Secretaría de Salud del gobierno federal, citadas en un estudio elaborado por la organización Ipas México.

Así también, según la misma fuente, cada día hay en Colima cinco nuevas madres adolescentes, cuyos partos ocurren entre los 15 y los 20 años de edad.

Los datos más recientes, correspondientes a 2017, indican que en el estado hubo en ese año 60 niñas menores de 14 años que tuvieron un hijo, en tanto que fueron 1,929 las adolescentes de 15 a 20 años que se convirtieron en madres durante ese mismo periodo.

El municipio de Tecomán ocupa el primer lugar en casos de niñas embarazadas, con el 40 por ciento (24) del total en el estado, seguido de Manzanillo con 22 por ciento (13), Villa de Álvarez con 12 por ciento (7) y Colima con 10 por ciento (6).

En su estudio denominado “Violencia sexual y embarazo infantil en México: un problema de salud pública y derechos humanos”, Ipas México analiza las condiciones en las que se da el embarazo infantil en nuestro país.

Entre sus hallazgos más contundentes, la organización encontró que la violencia de género y, específicamente, la violencia sexual, fueron factores determinantes de los altos números de embarazos en menores de 14 años en el país.

Comúnmente se piensa que el embarazo infantil es consecuencia de actos deliberados por parte de niñas, niños y adolescentes decidiendo iniciar su vida sexual a temprana edad, de falta de información o de falta de uso o acceso a métodos anticonceptivos, pero el estudio evidenció que un gran número de los embarazos en niñas y adolescentes menores de 15 años no son resultado de decisiones o “actos deliberados” en los que las menores tienen la capacidad para consentir o disentir el acto sexual.

En el caso de Colima, 43 por ciento de las niñas de 10 a 14 años que tuvieron un hijo reportaron que el hombre tenía entre 15 y 19 años edad, 27 por ciento tenía entre 20 y 24 años, en tanto que en 30 por ciento se desconocía la edad del padre.

Eliana Olaizola, directora de Ipas México, precisó que la investigación reveló que los embarazos infantiles se producen en condiciones ajenas al control de las menores, como vulnerabilidad, desprotección, abandono, abuso, manipulación, chantaje, relaciones dispares de poder, marginación, pobreza, falta de oportunidades, entre otras; en las que se les retira la posibilidad de negarse al acto sexual, provocando una grave violación a sus derechos humanos.

“No se trata de adolescentes teniendo relaciones sexuales con adolescentes, sino de niñas siendo obligadas, coercionadas o manipuladas por adultos, mediante el uso de la fuerza física o moral, el chantaje, la manipulación y las amenazas en un marco de normalización de la violencia y de la baja efectividad en materia de procuración de justicia”.

El estudio de Ipas México destacó que la diferencia de edad entre las menores de 15 años embarazadas y los hombres responsables del embarazo llega a ser muy significativa en el país, 70% de las niñas y adolescentes de entre 10 y 14 años, que tuvieron un hijo nacido vivo, reportaron que el padre tenía entre 18 y 78 años.

La investigación destaca, de la Encuesta Nacional sobre la Dinámica de las Relaciones en los Hogares 2016 (ENDIREH), que 4,4 millones (aproximadamente 9.4% del total de las mujeres encuestadas), sufrieron abuso sexual durante su infancia. Las cifras señalan que 8 de cada 10agresores son conocidos de las víctimas, mientras un 67% apunta a familiares como: padre, padrastro, tío, hermano, primo, abuelo, etcétera.

En materia de procuración de justicia, la investigación señala que el Diagnóstico sobre la atención de la violencia sexual en México estima que entre 2010 y 2015 se cometieron cerca de 3 millones de delitos sexuales; esto es, 600 mil por año, incluyendo los que no se denuncian. Que el 94% de los delitos sexuales que se cometen anualmente no son denunciados y que, por cada violación denunciada, existen 9 que no llegaron a un proceso judicial.

El embarazo en niñas y adolescentes es un problema mundial, de salud pública, de origen multifactorial y que impacta de manera directa el ejercicio de los derechos humanos, el bienestar físico y psicosocial de las mujeres, sus familias y el desarrollo de los países.

En México, el número de nacimientos en niñas de entre 10 y 14 años se incrementó desde 2003, alcanzando su cifra más alta en 2016 con 11,808. “Para poder alcanzar la meta 2030 y el compromiso de erradicar los embarazos en menores de 15 años, es necesario asegurar la implementación de acciones específicas (a nivel del sector salud, educación y procuración de justicia) para identificar y atender situaciones de violencia sexual detrás de cada embarazo infantil”, concluyó Eliana Olaizola, Directora de Ipas México.

Compartir:

Congreso del Estado

Ayuntamiento de manzanillo

universidad de colima

aires acondicionados de occidente

Atención

Agregados El Seis

Sainz Agencia de publicidad

Bordados

rincón del mar

Más leidas

Copyright © Diario Avanzada.