Conecte con nosotros

LOCALES

¿Hacer o repetir la Historia, ese es el dilema de Morena?

Publicado

el

Compartir:

En 1988 Martha Maldonado Zepeda, participó como candidata a senadora, en las elecciones donde Cuauhtémoc Cárdenas compitió por la presidencia. Cárdenas encabezó la insurgencia electoral más formidable de finales del siglo XX y Martha Maldonado perdió la senaduría. En 1989 fue postulada a gobernadora por el recién fundado PRD y perdió contra Ernesto Ruffo Appel del PAN y Margarita Ortega Villa del PRI. En ambas elecciones Martha Maldonado nunca tuvo el consenso ni de los partidos del Frente Democrático Nacional (1988) ni del PRD (1989).

Martha Maldonado tenía en su historia personal haber pertenecido al grupo guerrillero Movimiento de Acción Revolucionaria (MAR) y haber sido hija de Braulio Maldonado Zepeda del PRI (ex gobernador de BC); entonces, el ser hija de un ex gobernador del PRI y haber pertenecido a ese partido, fue lo que dividió al Frente y al PRD y terminó por convertirse en la primera derrota, del recientemente fundado partido del Sol Azteca, pues antes, Cárdenas había ganado en las elecciones presidenciales en ese estado en 1988 y ella había perdido la senaduría a pesar de hacer equipo con hijo del general.

Con la urgente necesidad de ganar las elecciones a la gubernatura de Nuevo León, de algunos militantes de Morena, y como parte de los arreglos con Alfonso Romo Garza, y para atraer a un electorado priista importante y hacer posible la victoria se postuló a Clara Luz Flores bajo el argumento de ser la mejor posicionada. Este último no es sino un eufemismo para imponer por dedazo a un candidato (a) y eliminar a los demás sin derecho al pataleo.

Recientemente se hizo público un video donde aparece Clara Luz Flores charlando con el líder máximo de la secta Nexivm, Keith Raniere, donde aborda temas que le son muy familiares como la riqueza y sus privilegios y el populismo. Keith Raniere, dicho sea de paso, ya está encarcelado con una sentencia de 120 años de prisión por herrar a sus amantes, el club más cerrado de mujeres esclavas del líder. Todos han guardado silencio pues en estos actos atroces están involucrados los hijos de los más adinerados del país: Laura Junco, hija del dueño del periódico El Reforma, quien le ofrecía a su hija al líder; Emiliano Salinas Occelli hijo de Carlos Salinas de Gortari, entre otros hijos de papi.

El asunto, de por sí escandaloso, se volvió más espectacular porque unos días antes, la flamante candidata de Morena, había negado tres veces, en una entrevista con Julio Hernández López, su pertenencia y conocer al líder máximo de la secta de Nexivm.

La candidata de Morena resultó ser una mentirosa y además tener posturas políticas e ideológicas diametralmente opuestas a todo lo que es significa la Cuarta Transformación.

A estas alturas no se sabe el grado de afectación que tendrá en las preferencias electorales y si esto le provocará su derrota, lo único cierto hoy, es que ella es una mentirosa y está seriamente vinculada con gente potencialmente corrupta. También es cierto que Morena tendrá que absorber los negativos de esta candidatura en el proceso electoral en marcha.

Recuerdo la postura inamovible de Cuauhtémoc Cárdenas cuando postuló a Martha Maldonado Zepeda. La gente del PRD local de Baja California le pidió, de todas las formas habidas y por haber, que postulara un mejor candidato pues si él (Cárdenas) había ganado allí las elecciones presidenciales bien se podría traducir ese capital político en un triunfo local de la izquierda –argumentaban-. Cárdenas no escuchó. Así se vinieron imponiendo las candidaturas en lo sucesivo y el resto es historia.

Clara Luz Flores ya está gastándose el capital político de Morena. ¿Cuál será el costo total? No lo sabemos, lo cierto es que así se iniciaron muchas historias políticas fallidas.

Colima está en el mismo supuesto. Morena Colima lanzó a su candidata a la gubernatura con antecedes de corrupción, pero los obvió, bajo el argumento eufemístico de ser la mejor posicionada.

La debacle del electoral del cardenismo y del PRD se inició con una mala elección de una candidatura que no fue una decisión coyuntural, como podría haberse interpretado, sino una forma de decidir sistemáticamente y una manera del quehacer político-electoral que en lo sucesivo desarrollará el PRD.

Clara Luz Flores es del norte del país y del norte del país siempre vienen malas noticias para la izquierda.

Martha Maldonado Zepeda era de Baja California y fue el inicio del fin de muchos procesos electorales fallidos del PRD.

No olvidemos que Indira Vizcaíno es nacida en Baja California y Morena está a punto de repetir la historia infortunada y catastrófica del PRD.

Compartir:

MANZANILLO

Universidad de Colima

SAINZ AGENCIA DE PUBLICIDAD

AGREGADOS EL SEIS

RINCON DEL MAR

Más leidas

Copyright © Diario Avanzada.