El día que la marea roja le dio la espalda al PRI

Colima, México, Avanzada (06/07/2018).- El domingo primero de julio en Colima, la estructura priista, la más consolidada para la movilización del voto, se fragmentó y por primera vez le dio la espalda al partido que tiene más de 80 años gobernando la entidad.

El reparto de despensas en las colonias más vulnerables, la entrega de láminas, tinacos, la promesa de apoyos y hasta la compra de votos no fueron suficientes para convencer a su “ejército” que votara por los proyectos políticos del PRI y el PVEM.
Los cómputos oficiales que se llevan a cabo en las juntas distritales del INE en la entidad, muestran que la “marea roja” del PRI se dividió de manera sigilosa y con ello permitió el avance de Andrés Manuel López Obrador y los candidatos que él apoyaba.
De acuerdo al conteo oficial del INE, en Colima el candidato presidencial Andrés Manuel López Obrador obtuvo 196 mil 874 votos, 134 mil 900 votos más que el candidato del PRI, José Antonio Meade, quien se quedó con 61 mil 974 sufragios.
En la elección extraordinaria del 2016, el PRI ganó la gubernatura de Colima con 119 mil votos, y según las estadísticas, el actual titular del ejecutivo, Ignacio Peralta Sánchez, fue el más votado de los políticos en el estado.
De acuerdo a operadores políticos del PRI en la zona oriente, el domingo primero de julio a las 3 de la tarde recibieron la llamada de que los candidatos del Revolucionario Institucional iban debajo de la votación
-“Moviliza a tu gente nos decían, pero cuando comenzamos a llamar a las personas que teníamos en la lista para que salieran a votar, nos decían que ya habían salido; no teníamos a nadie para movilizar, y cuando hablábamos con ellos se les escuchaba tranquilos, hasta te puedo decir que contentos”, explicó una de las operadoras del PRI en la capital de Colima.
-¿Ustedes se imaginaban lo que estaba pasando?
“Sabíamos que estaba difícil pero no creímos que iba a estar como el panorama de ahora. Nosotros sabemos que falló la organización y que la gente está molesta, está harta, no lo vimos, ahora si me preguntan, yo sí te puedo decir que el domingo movilizamos a una buena parte de la gente que no votó por nosotros”, dijo.
Refirió que el lunes dos de julio, “parte de la estructura se reunió con el gobernador en casa de Gobierno; yo no sé lo que se dijo porque no fui, pero ojalá que entiendan que la gente está harta, y que así no podemos llegar al 2021”.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*