Conecte con nosotros

LOCALES

Más de 30 policías asesinados y 10 heridos en el gobierno de Nacho

Publicado

el

Compartir:

Colima, México, Avanzada (14/06/2020).- Durante la administración del gobernador José Ignacio Peralta Sánchez han sido asesinados más de 30 policías de diversas corporaciones de seguridad de los ámbitos estatal, municipal y federal, además de que alrededor de 10 elementos han resultado heridos.

Entre las víctimas hay agentes de la Policía Estatal, de la Fiscalía General del Estado, de la Policía Federal, de corporaciones de varios municipios, así como de custodios de centros penitenciarios.

El mayor ataque sufrido por agentes fue el de los siete policías estatales que aparecieron muertos el pasado lunes 1 de junio en el municipio de Manzanillo, luego de estar desaparecidos desde el jueves 28 de mayo, cuando los enviaron a Jalisco a escoltar a empresarios mineros.

El hecho más cercano a esta tragedia en las filas policiacas fue el ocurrido en agosto de 2011, durante el gobierno de Mario Anguiano, cuando de igual manera desaparecieron cuatro policías estatales que en su día franco habían ido a Tecalitlán, Jalisco, donde fueron secuestrados y días después sus cuerpos fueron encontrados en el poblado El Guayabo, de Coalcomán, Michoacán.

A finales de marzo de este año dos policías estatales murieron y dos más resultaron heridos de gravedad durante una emboscada sufrida cuando circulaban a bordo de una patrulla por una calle de Cofradía de Juárez, municipio de Armería.

En noviembre de 2018 fueron asesinados la directora de Seguridad Pública de Armería, Mayra Elizabeth Gálvez Ramírez, junto con el subdirector de esa corporación, Eliseo Victorino Aguilar, quienes fueron atacados con arma de fuego por personas que viajaban en motocicletas y después huyeron.

En diciembre de 2018, el agente José Raudel Nava García fue condecorado como el policía del año durante el desayuno anual que ofrece la Secretaría de Seguridad Pública del Gobierno del Estado, y menos de tres semanas después, en enero de 2019, murió en un enfrentamiento con un grupo armado, ocurrido en las inmediaciones del poblado de Tecolapa, municipio de Tecomán.

De acuerdo con sus compañeros, en sus veinte años de servicio Nava García era uno de los mejores elementos que tenía la Policía Estatal, “una persona muy comprometida con el trabajo y siempre daba lo mejor de sí para cumplir con su deber”.

En aquel momento, el presidente de la organización de policías Seguridad, Dignificación Social y Amparo Laboral al Trabajador (Segsalt) A.C., Juan Nazario Alfaro Palacios, denunció que los policías colimenses salen a enfrentar a la delincuencia en condiciones de vulnerabilidad, sin armamento ni el equipo de protección suficiente, por lo que los grupos criminales han rebasado a las corporaciones de seguridad.

Posteriormente declaró que frente a los asesinatos de policías muchos de ellos “se encuentran entre el desconcierto y la zozobra, ya que carecen de las herramientas necesarias para cumplir su trabajo, aunado a un vergonzoso salario que se les paga por ofrendar sus vidas por la sociedad”.

Advirtió que no a todos los policías se les dota de arma y a otros sólo se les autoriza portarlas durante su horario de servicio, pero cuando se retiran de su centro de trabajo son desarmados y se retiran a sus hogares indefensos ante cualquier ataque de criminales.

Compartir:

Universidad de Colima

CONGRESO DEL ESTADO

AYUNTAMIENTO DE MANZANILLO

SAINZ AGENCIA DE PUBLICIDAD

AGREGADOS EL SEIS

RINCON DEL MAR

Más leidas

Copyright © Diario Avanzada.