Colimenses enfrentan guerra contra la diabetes

Colima, México, Avanzada (12/06/2018).- Colima es el estado con la tasa más alta de homicidios en el país, pero además, enfrenta una guerra silenciosa contra la diabetes, enfermedad que es la principal causa de muerte entre los colimenses.

A pesar de que el padecimiento se ha popularizado entre la población, sus efectos son desgastantes para quienes la padecen.

Pablo Reyes, es un hombre originario de la comunidad de El Trapiche, tiene 66 años de edad, y seis años con diabetes. Hasta el momento, la enfermedad es la causante de que le amputaran la pierna derecha y esté perdiendo la visión del ojo derecho.

En Colima, la secretaría de Salud estima que el 9.3 por ciento de la población total padece diabetes, enfermedad que es la primer causa de muerte en el estado, seguida de los tumores malignos.

Hace cuatro años, en el 2014,  el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS) informó que atendía  a más de 22 mil 500 pacientes con diabetes, enfermedad ampliamente relacionada con el sedentarismo, sobre peso y obesidad.

La diabetes mellitus es la causante de que el enfermo presente desgate en diferentes órganos, especialmente en los riñones, pero también, es una de las principales causas de discapacidad física, por la amputación de piernas o pérdida de la vista.

Es una enfermedad silenciosa que en un primer momento se manifiesta con la emisión excesiva de orina, aumento exagerado en la necesidad de comer; sed excesiva, y pérdida de peso sin razón aparente.

Aún cuando en la entidad se han realizado campañas aisladas para combatir el sobre peso y obesidad, éstas  avanzan lentamente, mientras el número de personas con diabetes se incrementa con prontitud

Para Pablo Reyes, después de que le diagnosticaron la diabetes, lo más difícil fue acostumbrarse a cambiar los hábitos alimenticios. Tuvo que eliminar de su desayuno la coca cola y el bolillo y consumir otro tipo de alimentos con menos azúcar y carbohidratos.

Antes de su diagnóstico, se tomaba durante el día dos litros de coca cola, “ahora cuando mucho media botella de las chiquitas, porque  no me la he quitado del todo, si de todas maneras me voy a morir mejor que sea disfrutando, de a poquito, lo que me gusta”.

Be the first to comment

Leave a Reply

Your email address will not be published.


*